macedonia

En esta ocasión me toca hablaros de la importancia de cuidar la alimentación para cuidar nuestra salud, así como lo es para recuperarla y para mantenerla.  Es una clave más, en este caso sería el cuarto post de la saga “Aprende las claves que me hicieron curar la Fibromialgia, pero te puedo asegurar que sirve para cualquier dolencia.

He trabajado con cientos de personas en estos dos años que llevo de andadura con el tema de la orientación y mejora de hábitos de alimentación y me sorprende ver el concepto de “comida saludable” que se tiene. Éste suele coincidir con el que marcan los medios de comunicación y es triste, porque en el momento en que hablamos del mejor modo de alimentarse todo el mundo lo conoce y dice… ¡ah! pero si eso lo hacía mi abuelo… o mi madre… ¡Pues si, así de fácil! Tenemos que intentar volver a la alimentación que tenían nuestros padres y abuelos, porque era más natural.

¿De verdad te sorprende la cantidad de nuevas enfermedades que surgen cada día? ¿No crees que crecen de forma proporcional a las “cochinadas” que meten en la comida que se compra en los supermercados habitualmente?

¿Y cómo se hace eso Sandra?

  • Dejando de tomar alimentos envasados, o reduciendo su consumo todo lo posible, aquí entran postres lácteos, fiambres, dulces, carnes, cremas envasadas, guisos, chuches, pastas… todo aquello que lleve ingredientes, que al leerlos no sabemos lo que son. Pásate a lo casero.
  • Comprar la verdura y la fruta sin paquetes y a poder ser sin químicos.
  • Si tomas carne, pescado y huevos, intenta que estén lo menos contaminados posibles, ecológicos o que conozcas su procedencia, cómo se les ha alimentado, etc.
  • El mayor porcentaje de tu alimentación deben ser frutas y verduras (de todos los colores), sobre todo estas últimas, incidiendo en las hojas verdes.
  • No te saltes comidas. Aunque esto es muy personal. Si haces pocas comidas, que están sean de calidad, con abundancia de frutas y verduras y alta en nutrientes.
  • Come despacio, saborea los alimentos, mastica todo lo que puedas. De esta forma te aseguras una buena digestión y una mejor nutrición.
  • Evita las bebidas azucaradas de cualquier tipo.
  • Deja el alcohol para ocasiones especiales.
  • Evita los antinutrientes.

¡Entonces se me acaba la vida social! No hay que ser rígidos al 100%, yo sólo te digo qué es lo mejor, para que tú intentes acercarte lo máximo posible a ese tipo de alimentación para que vaya ganando en salud, yo sigo la regla 80/20, ¿qué significa ésto? Que cuando salgo me tomo algunas licencias, pero que al menos, el 80% de las veces intento regirme por el listado que os puesto.

¡No tengo tiempo para cocinar, por eso lo compro todo hecho! Si te das una vuelta por mi blog, o por alguno de los cientos que hay por Internet, verás que comer natural es la verdadera comida rápida y si no, es cuestión de tener un poco de previsión y organización, por ejemplo cuando vas a hacer crema de verduras, o un guiso, o hamburguesas caseras, o tus yogures caseros… haz cantidad de más. Muchas cosas se pueden congelar, otras las puedes envasar al vacío, otras tener para toda la semana, de este modo teniendo la comida preparada no caerás en la tentación de comer “lo primero que pilles”.

Te puedo asegurar, que si empiezas a eliminar los químicos y tóxicos de tu vida diaria, tu cuerpo lo va a agradecer. ¡¡No lo dejes y date vida!!

Deja tus comentarios, me encantará leerte.

Si no quieres perderte nada de lo que voy contando cada semana no olvides suscribirte al blog.

Un besazo

Sandra

Sandra González Murga

Soy Sandra, ayudo a personas con fibromialgia a recuperar su vida y su alegría, a través de coaching emocional, nutricional y desarrollo personal. Puedes descargar gratis mi "Menú diario para ganar a la Fibromialgia" para nutrir tu cuerpo y tu salud.

More Posts - Facebook